Pedagogía en Química y Biología: Pasión y compromiso por las ciencias y su enseñanza

Creada en 1978 bajo el alero del Departamento de Química de la Facultad de Ciencia, el programa de estudio de Pedagogía en Química y Biología de la Universidad de Santiago cuenta con una acreditación hasta el 6 de septiembre de 2022.

La carrera, que se dicta en dos modalidades (diurna y vespertina), además se divide en tres ciclos formativos. El primero, construye una sólida base en conocimientos científicos conducente a la obtención del grado de Bachiller en Ciencias Química; el segundo está enfocado a la formación para lograr el grado de Licenciatura en Educación, y el tercer ciclo, referido al proceso de obtención del título de Profesor de Estado en Química y Biología.

“Pedagogía en Química y Biología de la Universidad de Santiago tiene como principal característica la búsqueda de un conocimiento sólido de la química, la biología y la pedagogía desde un enfoque interdisciplinario” explica la jefa de carrera, Dra. Carol Joglar, sobre las principales características e identidad del programa en el presente.

Además de una sólida formación en ciencias y en pedagogía, la carrera declara tener un fuerte “sello de responsabilidad social” en el que se asocia la enseñanza de las ciencias con la resolución de problemas sociales y medioambientales.

“La malla integra habilidades pedagógicas, conciencia social y un profundo conocimiento de las ciencias químicas y biológicas”, agrega una de sus docentes, la Dra. Iriux Almodóvar.

“El profesor de Estado en Química y Biología formado en la Universidad de Santiago será un profesional integral que enseñará la ciencia desde el punto de vista de sus beneficios para la sociedad, en un marco de respeto e inclusión”, precisa.

Pasión por las ciencias y su enseñanza

Además del interés por desarrollar y aprender sobre las ciencias químicas y biológicas, el llamado que hace su jefa de carrera es que el estudiante que ingrese a la Usach “también debe interesarle su enseñanza”.

“Debe tener interés en formar ciudadanos/as que puedan incidir en los cambios que se necesitan en Chile y en el mundo sobre temas relacionados con la ciencia, tecnología y sus aplicaciones. Debe ser curioso y estar constantemente haciéndose preguntas”, completa la Dra. Joglar.

Relacionado con ello, la académica de la carrera, Dra. Iriux Almodóvar, afirma que el programa de pregrado de la Facultad de Química y Biología, “se caracteriza en primer lugar por estar diseñado para formar educadores de alto nivel, capaces de adaptarse a cualquier circunstancia educativa y superarse constantemente”.

“La malla, además de ser muy completa y bien articulada, es flexible ya que tiene un gran número de cursos electivos que incluyen temas de interés tanto de tipo disciplinar como transversales”, afirma.

Desde el punto de vista del estudiante de tercer año de la carrera, Mathias Rebolledo, las fortalezas de la carrera dicen relación con aspectos tales como la formación integral, el desarrollo de trabajos autónomos y la importancia que se da al rol del docente.

Justamente en este último punto es que Mathias explica la existencia de “una fuerte línea de desarrollo pedagógico” además de “cinco asignaturas sello impartidas por investigadores de destacada trayectoria en el ámbito educacional”.

“Todos estos elementos contribuyen a que el docente en formación tome conciencia del importante rol que tendrá en la sociedad y tenga herramientas necesarias para llevarlo a cabo”,  menciona el estudiante quien además destaca la importancia de la temprana interacción con la escuela, propuesta durante el segundo año de la carrera y que “permite crear una base sólida en nuestra futura labor docente”

Además de ello, el estudiante menciona como puntos fuertes la importancia que se le da a las metodologías de enseñanza, el uso de recursos complementarios para cada ramo y la “enorme comunicación que se da entre sus estudiantes y los docentes”.

Ciudadanos del futuro

“Él o la estudiante que culmine la carrera debe buscar hacer la diferencia en la vida de las personas, en especial de los adolescentes y jóvenes” reflexiona la jefa de la carrera acerca del perfil que debe compartir un egresado/a de la carrera.

“Debe tener un espíritu de solidaridad y cooperación constante durante y después de sus estudios”, agrega.

A juicio del actual profesor y egresado de la carrera, Bastián Ibáñez, la principal ventaja de la Pedagogía en Química y Biología  radica en “en la doble especialidad que posee la carrera, ya que, química y biología se entremezclan constantemente, otorgando mayor comprensión de todos los procesos”.

“Esta compresión de las ciencias promueve el conocimiento global de su funcionamiento, otorgando la capacidad de analizar el mundo constantemente, suscitando hipótesis y permitiendo transmitir este interés a quienes serán los ciudadanos del futuro”, concluye.

Para conocer más acerca de Pedagogía en Química y Biología de la Usach ingresa aquí:

https://admision.usach.cl/Pedagogia-Quimica-Biologia